Pulpo

El típico y riquísimo pulpo, cuidadosamente tratado, tierno y jugoso, simplemente con aceite y sal, o a la marinera, constituye otra de las exquisiteces de la rica cocina gallega.